Conectarse con nosotros

NACIONALES

Finalmente llegó a la Argentina el primer lote con 100.620 dosis de vacunas Pfizer contra el coronavirus

Publicado

el


Según indicó la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, el nuevo cargamento se utilizará para «iniciar esquemas de vacunación de adolescentes sin comorbilidades en forma universal, empezando con los de 17 años».
Un cagarmento con las primeras 100.620 dosis de vacunas Pfizer contra el coronavirus arribó hoy a la Argentina. Corresponden al contrato firmado por el Gobierno nacional con el laboratorio estadounidense por un total de 20 millones de dosis para 2021.
El vuelo AA991 de American Airlines arribó al Aeropuerto Internacional de Ezeiza cerca de las 16:00 con las primeras dosis Pfizer, que fue recibo por la ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti.
Durante una conferencia de prensa en Ezeiza, Vizzotti precisó que las vacunas «serán utilizadas para iniciar esquemas de vacunación de adolescentes sin comorbilidades en forma universal, empezando con los de 17 años, o bien, en función de los planes provinciales, para completar esquemas de vacunación».
En ese marco, la funcionaria nacional puntualizó: «En función de los avances de vacunación de las provincias, a partir de este mes y continuando en octubre con la llegada de un número mayor de dosis, se pueda antes de fin de año avanzar con los adolescentes de entre 12 a 17 años de forma universal, que en total son 5 millones».
Además, la titular de la cartera sanitaria nacional informó que «ya se firmó una Resolución Ministerial aceptando una nueva donación de España de 850.000 dosis de AstraZeneca», las cuales «llegarán en las próximas semanas».
El primer lote también fue recibido por la secretaria Legal y Técnica Vilma Ibarra, junto a la encargada de Negocios de la Embajada de Estados Unidos, MaryKay Carlson, y Nicolás Vaquer, gerente general de Pfizer Argentina.
«Nos sentimos orgullosos de la llegada de nuestra vacuna al país, ya que nos permitirá apoyar la inmunización de millones de argentinos», enfatizó Vaquer en un comunicado oficial.

Confianza

Además, el representante del laboratorio estadounidense precisó: «Agradecemos al Gobierno Nacional y a la comunidad argentina por confiar en nuestra ciencia».
«Es un honor para nosotros contribuir en el camino que nos permitirá superar esta pandemia», subrayó.
Por su parte, MaryKay Carlson consideró que la llegada de este nuevo cargamento tendrá «un gran impacto en la vacunación del pueblo argentino», y destacó: «Estados Unidos y Argentina son socios y vamos a continuar trabajando juntos para combatir está pandemia».
Según indicó Presidencia, a este cargamento se sumará en los próximos días un nuevo envío con otras 160.290 vacunas, y luego seguirán llegando más dosis durante septiembre para completar las 580.000 dosis previstas para este mes.
Por último, precisó que «durante octubre, noviembre y diciembre se completarán los envíos de las restantes 19,5 millones que incluyen el contrato firmado en agosto» de este año.
El pasado agosto, Pfizer y BioNTech celebraron un acuerdo con el gobierno argentino para suministrar este año un total de 20 millones de dosis.
«A nivel global, las compañías esperan fabricar hasta 3.3 mil millones de dosis en total para finales de 2021, asumiendo mejoras continuas en los procesos, expansión en las instalaciones actuales y la adición de nuevos proveedores y fabricantes contratados», concluyó el texto de oficial que emitió el laboratorio.


NACIONALES

“Le echó la culpa a su amigo imaginario”, el estremecedor relato de la mamá del nene asesinado por su hermana

Publicado

el



La mamá también contó que la adolescente se encontraba bajo tratamiento psicológico, pero que no tomaba medicación

El lunes 19 de septiembre una joven de 13 años asesinó a su hermano menor luego de tener una crisis impulsiva. Durante la tarde del sábado, habló su mamá y contó algunos detalles sobre lo que sucedió, así como el estado en el que se encuentra su hija ahora. Lo cierto es que Roxana confesó que desde el episodio no ha podido volver a la joven.

“Jamás imaginé que mi hija podría hacer algo así. Busqué ayuda de todas las maneras. La llevé a psicólogos, psiquiatras, neurólogos. Las consultas duraban 5 o 10 minutos. Así como íbamos, nos volvíamos. La hacían mirar para arriba y para abajo. Le pedían que levantara el pie. ‘Yo la veo normal’, me decían. Pero en mi casa yo veía cosas en ella que no eran normales”, contó.

La agresora se encuentra en un estado de inimputabilidad ya que su estado mental permite que no pueda ser procesada. Ahora, está internada en un hospital psiquiátrico y bajo el efecto de un poderoso sedante. La mamá no la volvió a ver y asegura que por el momento la va a dejar ahí hasta que tenga las fuerzas de poder colaborar con su recuperación.

“Además del inmenso dolor que siento, me pregunto por qué los especialistas no pudieron hacer más. Esto se podría haber evitado. Me decían que no podían medicar a mi hija porque no veían nada extraño, pero para mí todo era extraño. La revisaban dos minutos, nos volvíamos a casa y ella muchas veces tenía la mirada perdida. Le hablaba y no me contestaba. Se enojaba y no entendía por qué. Todo el año así”, continuó.

Roxana contó que siempre procuraba no dejar a sus dos hijos solos en la casa, pero el día del hecho las cosas salieron mal. Su padre fue convocado a trabajar como inspector de tránsito mientras que ella estaba en clases. La adolescente le envió un mensaje de texto a su madre diciendo que había matado al bebé.


Seguir leyendo

Más leídas - últimas 48Hs.